Columna del presidente

Ariel Guarco

Por iniciativa de Naciones Unidas se celebró durante 2012 el Año Internacional de las Cooperativas bajo el lema “Las empresas cooperativas construyen un mundo mejor”. Uno de los objetivos planteados por la ONU y que de algún modo sirvieron para interpelar a la dirigencia cooperativa mundial, fue buscar herramientas para “elevar la conciencia pública sobre las cooperativas y sus contribuciones al desarrollo socioeconómico y al logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio” (hoy Objetivos de Desarrollo Sostenibles en la Agenda 2030).

El desafío, entonces, ha sido plantearse lograr una mayor visibilidad del movimiento cooperativo. Fundamentalmente con la convicción de que permitirá un mejor posicionamiento para incidir en las políticas públicas que -en muchos casos- van en detrimento del sector cooperativo o no tienen en cuenta el importante aporte al desarrollo de un modelo alternativo, de economía en manos de la gente, con raíces en el territorio, basada en valores y principios que hacen posible una sociedad más justa, más equitativa e inclusiva.

Tenemos datos concretos que avalan el fuerte impacto comunitario de cooperativas y mutuales en todo el país y que demuestran su fortaleza. Hoy existen en nuestro país, según datos del propio INAES, más de 16 millones de personas asociadas a una cooperativa y más de 6 millones de asociados a una mutual.

Particularmente, el sector cooperativo de servicios públicos (al que pertenece nuestra cooperativa de Coronel Pringles) tiene mucho para “mostrar”. Desde su origen, los propios vecinos se han organizado para autoabastecerse de servicios esenciales para una vida más digna. Energía eléctrica, otros servicios públicos y/o comunitarios: agua potable, cloacas, telefonía, televisión, internet, sepelios, nichos, ambulancias, enfermería, bibliotecas, aulas virtuales, capacitaciones y tantos otros, han posibilitado y posibilitan el crecimiento y desarrollo sostenible de las comunidades del interior profundo de nuestro país.

Ahora bien, ¿por qué entonces no se reconoce más ampliamente su aporte?

Hay muchos factores que podrían explicarlo, pero uno de ellos es sin dudas, que la urgencia diaria de las propias cooperativas las ha ido distanciado de sus asociados/usuarios, descuidando el fortalecimiento de diversos canales de comunicación que los haga partícipes de sus políticas institucionales para que se encolumnen detrás de un proyecto común, lo sientan propio, lo defiendan, lo difundan y sean parte de esa construcción colectiva.

Por otro lado, hace falta realizar esfuerzos para que la dirigencia cooperativa se capacite y encuentre nuevas formas de entablar un diálogo productivo con los distintos sectores de la comunidad, de manera especial con los propios asociados que los han elegido y a quienes debe rendírseles cuentas de lo actuado. En la actualidad, los incrementos tarifarios eléctricos y los cambios introducidos en las normativas nacionales y provinciales en la relación cooperativa/asociados nos motivan a buscar mecanismos que permitan un mayor involucramiento de los asociados, que faciliten la comprensión de los requerimientos de la gestión diaria y que sean útiles para promover la defensa de la propia empresa cooperativa.

Por lo tanto, será necesario que trabajadores, dirigentes y asociados en general, nos esforcemos para lograr ese grado de visibilidad que haga que no solamente nos miren, sino que también nos vean; que nos posicione para acceder a los lugares en donde se diseñan las políticas públicas y, por supuesto, para estar cada más presentes en una sociedad que necesita ser atravesada por los principios y valores cooperativos, que necesita del modelo cooperativo para organizar de qué manera produce y consume sus bienes y servicios, en cumplimiento de aquello que propuso Naciones Unidas y que aceptamos como reto: construir un mundo mejor.

Ariel Guarco

Presidente CELCOP

Presidente FEDECOBA, Federación de Cooperativas de Electricidad y Servicios Públicos de la Provincia de Buenos Aires Ltda.

Presidente de Cooperar: Confederación Cooperativa de la República Argentina.

Presidente de la Alianza Cooperativa Internacional